Así se vivirá en Telépolis

Texto complementario a

La ciudad digital cambiará nuestras vidas por medio de la introducción de una serie de innovaciones en aspectos muy concretos del día a día.

Telemedicina
Tarjetas digitales almacenarán el historial clínico de cada paciente y éste podrá ser visitado sin tener que desplazarse a la consulta del médico, gracias a servicios a distancia de diagnóstico y a la videoconferencia. La posibilidad de trasladar la información clínica sin que tenga que hacerlo el paciente aliviará la saturación de los centros sanitarios.

Ecología
La generalización de todo tipo de gestiones por vía telemática hará innecesario el uso de papel, con el beneficio que ello supondrá para los bosques. El papel también entrará en desuso porque dejará de ser un soporte válido para los requerimientos de transmsión de información, al no poder contener vídeo y audio.

Ahorro energético
Las posibilidades de conexión inalámbricas descentralizarán los centros de trabajos, así habrá menos desplazamientos, menor gasto energético y menos contaminación.

Burocracia ágil
La administración digital posibilitará realizar cualquier trámite a distancia, sin necesidad de acudir personalmente a las oficinas, y resolverá con mayor rapidez las gestiones gracias a la interconectividad de los departamentos y diferentes organismos.

Una voz, un voto
Será posible realizar frecuentes referendum y consultas políticas, de manera rápida y sin coste económico, con lo que los ciudadanos podrán participar activamente en las decisiones de los gobiernos y dar su opinión sobre como desean la configuración de sus ciudades.

Más tiempo libre
El teletrabajo, la telecompra desde el ordenador o la agenda electrónica, la teleeducación, mayor facilidad para realizar gestiones... todo ello redundará en disponer de más tiempo libre que podrá ser mejor aprovechado según los gustos particulares, pues cada ciudadano podrá recibir información personalizada sobre actos, eventos u otras opciones cercanas al lugar donde se halle.